Según se rumorea, en las trincheras de internet “el contenido es el rey”. Es a él a quien debemos rendir pleitesía. Por lo tanto, las webs de las empresas deben ser monárquicas de pies a cabeza y abandonar todo amago de republicanismo.

Sí, porque si mimamos a nuestro rey nos llegarán clientes interesados en nuestro producto y en cerrar negocios. Y como agencia de marketing digital en esto queremos ayudarte. Así que vamos a ver en qué nos puede ayudar ser un monárquico 2.0.

De hecho, un buen contenido te coloca en el escaparate. Si muestras tu género de forma atractiva, muchos viandantes entrarán a ver qué más puedes ofrecerles, pero si vendes tu mercancía apilada en cajas y despreciando el poder hipnótico de un escaparate, pues te toparás que la clientela circula a velocidad de autovía ante tus narices.

Descargar ebook gratuito

Pero ¿de qué escaparates hablamos? Pues si nos dejamos de metáforas, resultará que nos referimos a los simples blogs, newsletter, vídeos, documentos y todo ente 2.0 susceptible de motivar el interés de tu público.

A las pruebas nos remitimos, ya que los blogs corporativos, según Hubspot, una compañía de software enfocado al marketing, consiguen un 55% más de visitas y que los negocios que se lanzan a la carrera bloguera obtienen un 97% más de links entrantes que otros. Es tal el poderío de la bitácora que el 37% de los profesionales del gremio asegura que estamos ante la herramienta más valiosa para el marketing.

De este modo, se tiende a delegar la tarea en los blogs y los convertimos en los capataces de nuestra estrategia de contenidos. En ellos colgamos el “menú del día” de nuestra empresa, noticias del sector y guarnición de información a medida para que nuestra clientela se sirva de forma generosa. Con eso, esperamos captar tráfico cualificado para nuestra web. Para ello emplearemos una metralla de entradas semanales e incluso diarias, para aquellos de pluma nada perezosa y con stock de conocimientos.

De hecho, según recoge un estudio de una empresa con nombre de andaluz feliz (Contentoz) tras entrevistar a una serie de empresarios, un 51% afirma publicar diariamente, un 34% lo hace semanalmente, el 23% varias veces a la semana, un 8% actualiza su blog cada dos y un 20%, mensualmente. Pero ya sabes, cuando hables di cosas sustanciosas y si no sabes, contrata a un profesional de la cháchara interesante. En Websa100, agencia de marketing online, podemos echarte una mano.

Ver servicio

Además, un buen contenido te echa una mano en eso de vender con delicadeza y sutilidad. Lo que se ha bautizado como soft sell: hay que seducir a nuestra conquista y no violarla con un desfasado desparpajo comercial. Que venga a buscarnos a casa tras guiñarle el ojo con un magnético contenido… De modo que toca ponerle sexappeal al asunto. Al otro lado del cuadrilátero, se sitúa la venta hard sell. ¿Adivinas en qué consiste?

Después habrá que promocionar a la estrella y las redes sociales resultan el mejor anfiteatro para la premiere: Linkedin, Twitter, Facebook, Pinterest… Si has sabido hacerlo, tus contenidos llevarán la nueva de tu empresa subidos a la Niña, La Pinta y la Santa María; unos barcos construidos por “tuits, “retuits” y “me gusta” y con el GPS puesto en tu América 2.0.

suscripción al blog