Todos hemos escuchado, y es probable que repetidamente, que «en Internet el contenido es el Rey» Y no se trata, como diría el propagandista nazi Josep Goebbles, de una falsedad convertida en verdad a fuerza de repetirse, sino de  un dato cierto y demostrable, refutado por el día a día del uso de Internet y el impacto conseguido en los usuarios.

Una web o blog corporativos con contenido de calidad, original y que aporte verdadero valor añadido es una garantía de consecución de un buen posicionamiento en los buscadores (SEO), además de la mejor forma de conseguir visitas en nuestra página en un número aceptable y de calidad.

Como agencia de posicionamiento web, sabemos que el cibernauta que hace clic en la dirección de nuestra web atraído por el contenido de, por ejemplo, un post de nuestro blog no es una persona que haya llegado hasta ahí por pura casualidad, sino que realmente tiene interés en la información que le estamos proporcionando. Y esto es muy probable que se traduzca en la compra de un producto que estemos distribuyendo on line, en la contratación de uno de nuestro servicios o en una recomendación de nuestra empresa o negocio.

 Descargar ebook gratuito

Las ventajas de la creación de contenido óptimo se suelen tener bastante claras, pero el problema viene a la hora de generarlo, sobre todo de una forma constante y actualizada. Con el objeto de facilitarte la tarea de incorporar buenos posts en tus sites de la Red, te planteamos la siguiente estrategia basada en tres puntos concretos:

 Estrategia para creación de contenidos

  Punto 1. Preguntarle a la audiencia

Actuemos con lógica y sencillez. Si lo que queremos es publicar un tipo de contenido que interese y motive a nuestra audiencia y por el que esté dispuesta a comprometerse y compartir comentarios e información, ¿por qué no preguntarle directamente por lo que desean encontrar?. Para ello, basta con pasarle algún tipo de sondeo o encuesta.

De forma indirecta, también podemos encontrar temas que pueden interesar a nuestro público buceando por blogs relacionados con nuestro proyecto o negocio y en las redes sociales.

Ver servicio
Punto 2. Generar información a través de nuestros propios datos

Puede que no hayamos reparado en ello, pero nuestra propia empresa o negocio (y generalizando más, nuestro sector) genera una gran cantidad datos e información de todo tipo: estadísticas, encuestas, interacción con los clientes a través del correo electrónico y otros medios, apariciones en los medios informativos, etc.

Si se presenta de forma amena, atractiva y, si es posible, con una pizca de originalidad gran parte de esta información puede convertirse en contenido interesante.

Punto 3. Inspirarse en las tendencias

Las perspectivas y tendencias, las pistas e ideas sobre los caminos y derroteros por donde puede encaminarse un determinado sector en un futuro próximo es un tipo de contenido muy bien valorado por la audiencia. Además, casi siempre despierta un gran interés, así como bastante resonancia en otros medios tanto de dentro como de fuera de Internet.

El propio Google dispone de una herramienta muy eficaz, Google Trends, para detectar tendencias, puesto que nos muestra los términos y conceptos más buscados y rastreados en cada momento.