Lo que antes era una opción, ahora es un deber, una necesidad. Las redes sociales son fundamentales para la supervivencia de las empresas, sean estas más o menos grandes. ¿Quieres saber por qué? Atento a estas líneas.

No son ni uno, ni dos, sino cientos las personas que (y si tú te encuentras entre ellas, perdóname) auguraron que las Redes Sociales no eran más que una moda pasajera. Así, mirándote por encima del hombro, y con más firmeza en su predicción que el propio Nostradamus, condenaban a las redes sociales a la extinción. ¡Ah! Y para ti, pobre inocente que caíste en la moda… Para ti no había calificativo humano. A día de hoy, muchas de estas personas se han reconvertido en yuppies tecnológicos y sobre sus comentarios pasados, digamos que no saben/no contestan.

Descargar ebook gratuito

Ya ha quedado demostrado que las Redes Sociales nacieron, crecieron y… siguen vivitas y coleando. Pero no sólo eso, sino que: ¡son perfectas para tu negocio! Si esta afirmación te parece tan exagerada como las que antaño hicieron los ahora conversos, déjame que te de unos cuantos datos y después hablamos.

  1. ¡Hazme hueco!: si hay algo que caracteriza a las Redes Sociales es que cada vez son utilizadas por más y más personas. Para que te hagas una idea, se prevé que en 2018 haya 2.440 millones de usuarios en Redes Sociales, es decir, el doble que había en 2011. Pero no nos vayamos “tan lejos”. Actualmente, el 75% de las personas que utilizan Internet, tiene presencia en alguna red social. ¿En números? 2000 millones de personas están aguardándote. Muy mal se te tiene que dar para no encontrar a nadie que forme parte de tu target, ¿no? Gracias a las redes sociales serás capaz de dar un primer paso al éxito y atrapar a tus usuarios. Esto hará que aumente también el tráfico a tu web y, una vez dentro, des el segundo paso y logres fidelizarles.
  1. Soy increíblemente único: si te parece que manejar las redes sociales es siempre lo mismo, ¡te equivocas! Cada cuenta, aunque pertenezcan al mismo sector, es un mundo. Esto, que puede generar trastorno multipolar a los community manager (¡ánimo chicos, estamos todos con vosotros!), puede ser fantástico para tu negocio. Piensa que gracias a las redes sociales podrás diferenciarte de la competencia, algo muy importante. Por si fuera poco, podrás crear una relación única con todos tus seguidores. Recuerda que muchas de las compras las realizamos por motivos puramente emocionales. Si eres capaz de lograr esa implicación con tu usuario, es muy probable que te elija sobre muchas otras empresas.
  1. No es que sea cotilla, es que muestro interés por los demás: otra de las razones por las que tu negocio debe estar en redes sociales es porque tu competencia ya lo está. Pero tranquilo, ¡que no cunda el pánico! Si hay algo que hemos aprendido con los anuncios de seguridad vial, es que más vale llegar tarde que no llegar. Y oye, ya que estamos aquí todos… ¿Y si miramos qué está haciendo nuestra competencia? Puedes tomar ideas y adaptarlas a tu empresa. Además, puedes ver en la práctica qué funciona y qué no. Por ejemplo, puedes ver si en Facebook funciona mejor compartir contenido escrito, visual o audiovisual o cuáles son los hashtags más exitosos de Instagram. ¡Eso, sí! Nunca, JAMÁS, copies nada. No sólo es ilegal hacerlo, sino que no te va a servir de nada. Primero, ganarás mala fama entre tus seguidores y dentro del sector. Y segundo, recuerda que tus usuarios son únicos y especiales. Lo que funciona en una cuenta de la competencia puede no hacerlo en la tuya.
  1. En serio, no soy cotilla, soy detallista: datos. Lo sé, manejarlos no es algo fácil de hacer, pero como te dijo tu profesor de matemáticas años atrás, ¡los números importan! Saber escuchar a tu audiencia es lo que te hace triunfar. En redes sociales puedes encontrar montones de datos que te pueden ser de lo más útiles. ¿Qué funciona? ¿Qué no? ¿Por qué hay determinadas horas a las que mis contenidos funcionan mejor? Todo esto y mucha información más podrás saberla gracias a los datos de las redes. A partir de ahí, toca ponerse manos a la obra y potenciar lo que funciona y solucionar lo que no. No obstante, recuerda que el universo del social media está vivo. Lo mejor es que pruebes diferentes cosas. Es mediante prueba y error o prueba y acierto (mucho mejor) que aprenderás a manejarlas. Además, ten en cuenta que el precio es mucho más barato que poner un anuncio sin ningún tipo de éxito en pleno prime time, ¿verdad?
  1. Déjame que me presente: el estar en Redes Sociales, además, te permite dar una mejor imagen, mucho más transparente. El que un cliente vea que estamos en ellas, le hará notar que somos un negocio serio y asentado, que está ahí para todo lo que necesite. Bueno, si es que tienes tus Redes Sociales medianamente cuidadas, porque en caso contrario el efecto será el contrario. Pero bueno, no creo que tengas problemas porque seguro que ya te has bajado nuestro eBook para tocar el cielo de las Redes Sociales y tienes todo controlado, ¿verdad? Los usuarios van a utilizar las redes sociales para hablar de ti. Si estás en ellas, podrás entrar en el debate, agradecer y contestar a todo lo que pudiese surgir. En caso contrario, cualquiera podrá decir cosas sobre ti sin que haya una respuesta por tu parte. ¿Te imaginas lo que puede sufrir tu reputación online?
  1. ¿Publicidad tradicional? Cara y cansa: no podemos negarlo: los medios tradicionales siguen siendo muy poderosos. Sin embargo, debes tener en cuenta dos cuestiones: para empezar, no todas las empresas tienen dinero para publicitarse por esos lares. Y la segunda, ¿no te aburre ya el ver siempre los mismos anuncios? Debes reconocer que hay algunos anuncios protagonizados por niños, que llevan años emitiéndose por televisión. Sin duda, no parece algo descabellado pensar que el infante del anuncio ya se ha casado y tiene sus propios hijos. En cambio, anunciarse en las Redes Sociales resulta mucho más barato. Esto te permite ir renovando tu repertorio, algo fundamental si quieres evitar aburrir a tu público. En las redes, además también tienes un montón de gente esperándote. Por ello, no debes pensar que sólo conseguirás llamar la atención si te publicitas por los medios tradicionales. Eso sí, recuerda que es importante ir probando cosas nuevas, aunque en un principio te parezcan algo “locas”. Ya aprendiste toda la teoría que necesitabas aprender en la Universidad, ahora se trata de desaprender y probar cosas nuevas. ¿Quién dijo miedo?
  1. ¡Divide y vencerás!: otro de los puntos a favor de contar con redes sociales es que te permite segmentar a tus usuarios. A través de los medios tradicionales tú lanzas un mensaje que llega a una masa de personas. De esta, muchas personas ni te conocerán, pero otras tantas no necesitarán para nada tus productos o servicios. Lo sé, es duro de aceptar que no todo el mundo necesite una campaña de marketing online, pero c’est la vie. En cambio, si alguien te sigue en redes sociales es porque realmente tiene interés en ti y en lo que publicas. Además cada red tiene su propio público, por lo que puedes determinar de antemano qué contenido publicarás en cada una de ellas. No intentes lanzar un mensaje estándar que funcione para todas las redes y todos los tipos de público. Mensajes mediocres, dan resultados mediocres.
  1. Hola, he venido aquí a hablar de mi libro: bueno, por último y más importante, no nos olvidemos que somos una empresa y que queremos vender. Y, ¿sabes qué? ¡En las Redes Sociales se puede hacer! Para ello tienes que crear tu propio plan de Social Media en el que analices a tu público objetivo y establezcas cuál es la mejor forma de llegar a ellos. Pero, por favor, trata de hacerlo con cierto disimulo. Los usuarios de Redes Sociales no quieren las 24 horas contenido publicitario. ¿O es que estás buscando que se cansen de ti? Piensa que una buena forma de publicitarte sin que se note mucho, es creando campañas especialmente para redes sociales. Muchas veces sólo utilizamos las redes sociales para promocionar productos y servicios de nuestra web. Sin embargo, si todo está en tu página web, ¿por qué alguien entraría en tu Twitter o Facebook? Si creas contenidos para las redes, la gente los seguirá y será fiel a ellos. Además, es a través de Internet y redes como YouTube que se viralizan los contenidos. Y a no ser que te saques un Pato Willix de la manga, el hacerte viral no es nada fácil de conseguir.

Te ayudamos a mejorar tus redes sociales

Y, dime ¿sigues pensando lo mismo de las Redes Sociales? Si haces un balance entre los pros y los contras de estar en ellas vas a tener un folio escrito hasta por los márgenes y otro totalmente en blanco. Las Redes Sociales son el presente y el futuro de los negocios y de las ventas de estos. De ti depende elegir estar en ellas o no, pero tras leer estas líneas, ¿te queda alguna duda?

Imagen cortesía de Shutterstock.