Si necesitas una página web y estás buscando una agencia de diseño y desarrollo web profesional que te la diseñe, antes deberías conocer ciertos factores a tener en cuenta para su elección y así evitar llevarte sorpresas desagradables.

Actualizada a enero de 2016

La elección de una agencia de diseño y desarrollo web no es ni fácil ni poco importante. Nuestra web corporativa, si se ha diseñado y,posteriormente, desarrollado bien, puede ser tu mejor aliado en tu estrategia de marketing digital. Por el contrario, si su desarrollo no se ha hecho cuidadosamente y con unos objetivos claros, puede ser tu peor enemigo.

Hay varios factores que debemos tener en cuenta a la hora de llevar a cabo el diseño y desarrollo de una web. Para empezar, tener claro para qué necesitamos una web, cuáles son las funciones que debe cumplir y a quién nos dirigimos, son cuestiones básicas que debemos definir antes de empezar.

Si una agencia de diseño y desarrollo web no te ayuda en esas cuestiones, o ni te las plantea al comienzo del proyecto, huye.

Pero eso es sólo el principio, cosas como no asesorarte, excluirte del proyecto, no tener en cuenta tus necesidades a la hora de desarrollar la web, o dejar de lado otras áreas, como el marketing online, son claros indicativos de que esa agencia de diseño y desarrollo web no es para ti.

Veamos estos errores más en detalle:

Ver servicio

No definir un objetivo a cumplir con la web

Antes de empezar con el  diseño y desarrollo web de nuestra página es necesario, como comentábamos antes, dejar claro quién es nuestro público objetivo, qué pretendemos conseguir con la web, y cómo lo vamos a hacer.
No podremos comunicar igual, ya sea mediante los contenidos o el propio diseño, si nos dirigimos a chicas adolescentes que a un público masculino de entre 40 y 60 años. Esto es sumamente importante a la hora de empezar un diseño y desarrollo web efectivos.
Tampoco podremos usar el mismo tipo de web si lo que pretendemos es tener una tarjeta de visita online, donde aparezcan nuestros datos de contacto, servicios y poco más, que si necesitamos una web a la que subir contenidos nuevos periódicamente por ejemplo.

No asesorarte sobre las mejores opciones

Tanto desde un punto de vista de diseño como de desarrollo, hay infinitas opciones para crear una web, y tú no tienes necesariamente por qué saber cuál es la mejor para ti o tu negocio.
Por eso, es importante que la agencia de diseño y desarrollo web profesional que contrates te explique las diferentes opciones con las que cuentas, y cuáles son las ideales para ti. Tú por tu parte, déjate asesorar. Por mucho que te guste un color determinado por ejemplo, si no tu agencia te dice que no es adecuado a tu negocio, escucha, valora y ten en cuenta las opiniones profesionales, a la larga lo agradecerás :)

 

Dejarte al margen del proyecto

El proceso de diseño y desarrollo de una web tiene varias fases, y tú deberías estar presente en todas ellas.
Que sepas qué se está haciendo, cómo y por qué, si surge alguna complicación, o hay alguna posible mejora, son cosas que deberías de saber y ,ya que la web será tu web, que cuente siempre tu opinión. Eso sí, como comentábamos, deja que te asesoren los profesionales que se dedican a ello a diario, siempre sus comentarios serán por tu bien (y el de tu negocio).

No diseñar un sitio web adecuado a tus necesidades

En temas de diseño y desarrollo web profesional siempre hay mucha teoría y conocimientos detrás que explican cada cosa que se hace, e igual que antes, tú no tienes que saber lo que transmite cada color o familia tipográfica, si es mejor poner algo arriba o abajo, o qué es la regla de los tercios. Por eso, una buena agencia de diseño web hará las cosas eligiendo lo que mejor cumpla tus necesidades, pero siempre con cuidado de no dejar de lado tu estética corporativa si ya la tuvieras.

 

No integrar otras áreas en tu web

Si además de tener una web la quieres posicionar en buscadores, el desarrollo de la misma no será igual que si no necesitas hacer SEO. Por este motivo, es importante que este tipo de cosas se tengan en cuenta, y se deje la web lo más optimizada que sea posible para que no haya problemas a la hora de llevar a cabo diferentes acciones de marketing digital en un futuro.

Ver servicio de diseño y desarrollo web

Y sobre todo, nosotros te aconsejamos que si realmente quieres que tu web sea una potente herramienta comercial para tu negocio, te pongas en manos de profesionales y no recurras a esas ofertas tan atractivas y económicas de “hágaselo usted mismo” :)