Crea una landing page con la estructura adecuada y añádele una pizca de consejos SEO para que obtengas resultados de 10.

¿Sabías que una landing page (o página de aterrizaje) puede potenciar la consecución de tus objetivos? La lástima es que esto no ocurre por arte de magia. Una página de aterrizaje debe estar optimizada mediante unas técnicas SEO mínimas. Sólo así podrá ayudarte a mejorar tu posicionamiento orgánico y conseguir que mejoren tus conversiones. Esta opción es más costosa de implementar al principio, pero también es más duradera en el tiempo.

Si esta opción no te seduce, puedes escoger el tráfico de pago con la ayuda de AdWords. Una buena forma de lograr mejorar tus conversiones a pesar de no realizar SEO. ¡Eso sí! tendrás que buscarte la vida en otro post, porque lo que te voy a contar hoy es cómo optimizar tu landing page con técnicas SEO.

Descargar ebook gratuito sobre ecommerce

Por si has oído hablar de ellas, pero aún no tienes muy claro que son exactamente, te diré que una landing page o pagina de aterrizaje es una página web que encuentras después de clicar en un anuncio de texto, un banner o cualquier cosa que haya llamado tu atención mientras navegabas por Internet.

Mediante estas páginas se pretende obtener un mayor número de conversiones, como, por ejemplo, suscribirse a un blog de noticias, descargar un ebook, solicitar información… Pero esto no sucede de forma milagrosa, necesitas ciertas técnicas que potencien tus resultados.

Principalmente, podrás diferenciar una langing page del resto de páginas por la escasa navegación disponible en ellas. Esto es así porque estas páginas se centran en generar ventas o conseguir registros de sus clientes. Vamos, que no quieren ser tus amigos de por vida con estas páginas, únicamente quieren que cliques en el botón más grande o que rellenes ese formulario luminoso que aparece.

Ya tengo claro lo que es una landing page, pero ¿cómo la optimizo?

¡Error! Esa no es la primera pregunta que deberías hacerte. Lo primero en lo que debes pensar es a quién te vas a dirigir y qué quieres obtener con esta página. Piensa cuál es tu producto o servicio, qué buscan los usuarios a los que orientas tu página y, lo más importante, busca una palabra clave que lo defina. Éste será el primer paso para tener una langing page de éxito.

Debes pensar que estas páginas son una llamada a la acción para el usuario, por lo que las deberás estructurar de la forma correcta para que realicen la acción concreta que buscas.

La estructura básica que deberás crear en tu landing page es:

  • Titular atractivo que motive al usuario

Ten en cuenta que todos empezamos a leer por el principio de la página, así que no dejes lo mejor para el final. Un titular que enganche al lector será la clave principal de tu landing page para que éste genere interés por continuar en ella. El titular será tu pieza clave, y para ello podrás utilizar distintas tipografías y colores atractivos, realizar una introducción a lo que verán en la página, utilizar la palabra clave principal y, por supuesto, proporcionarle el espacio necesario para que el usuario identifique que es un titular.

  • Imagen destacada relacionada con el contenido de la página

Si utilizas una imagen sosa y poco motivadora no llamarás la atención de nadie. Deberás utilizar una imagen relacionada con el motivo de tu landing page, que represente tu producto o servicio de manera visual y si es posible, que transmita confianza.

Es posible que encuentres páginas de aterrizaje que utilicen fotos que no tengan nada que ver. No te recomiendo esta práctica si lo que buscas es una página de aterrizaje efectiva, ya que el usuario lo primero que verá será la imagen y luego procesará la información del resto de la página. Así que, si utilizas una imagen de mascotas adorables y pretendes vender seguros, no creo que nadie te tome enserio (salvo que vendas seguros para mascotas).

  • Llamada a la acción

La llamada a la acción  es un requisito sagrado para toda landing page. Sino dispones de una en tu página, tírala a la basura.

El botón o espacio dedicado al call to action debe de poder visualizarse sin hacer scroll en la pantalla, ya sea móvil o de ordenador, y deberá atraer las conversiones de todos los usuarios que hayan permanecido el tiempo suficiente en la página. Estos botones de conversión suelen disponer de un texto breve pero imperativo, que te motive a la acción sin que te lo pienses mucho, como por ejemplo: ¡Llama ya!, ¡Empieza ahora!, ¡Contáctanos!..

  • Beneficios y diferenciación

En ocasiones, estamos tan seguros de lo que hacemos, que no nos paramos a pensar que puede haber alguien que no entienda nuestros servicios y por qué nos necesita, así que si crees que es necesario, explica resumidamente cuál es tu producto o servicio.

Este texto breve sólo es recomendable hacerlo en ocasiones, ya que si te dedicas a vender naranjas y lo dejas bien claro con el resto de elementos de tu landing page, no creo que a nadie le interese leer una parrafada del origen de la empresa o similares. En casos parecidos a éste, solo recomiendo texto si vas a explicar en qué te diferencias del resto de vendedores de naranjas.

  • Reseñas de otros clientes

Un cliente satisfecho vale más que mil palabras. Esta será tu parte final para terminar de convencer a aquellos visitantes que no se habían decido aún. Con opiniones satisfactorias de otros usuarios generarás confianza, pero ¡ojo! Utiliza reseñas con nombres, apellidos e imagen del cliente, que nadie se fía del Sr. X.

Lo que pretendo con esta estructura de 5 puntos clave, es que puedas mostrar tu producto o servicio de forma atractiva. Pero lo más importante es que todas estas pautas estén orientadas al potencial cliente y al objetivo que pretendas obtener. Si condensas tu idea y la muestras de forma atractiva el resultado de tus clientes es posible que sea éste.

Crea una landing page efectiva para tu negocio

Si quieres tener una landing page que convierta y obtener resultados de 10, no te pierdas estos consejos y tácticas SEO para mejorar tu posicionamiento web.

Ya sabes los puntos clave, pasemos al nivel superior.

Para que tu página sea más propensa a crear conversiones deberás mejorar la experiencia del usuario y para ello será muy útil generar una página con contenido de calidad para el cliente buscado.

Aquí es donde entran las técnicas SEO, que te ayudarán a mejorar la experiencia del usuario mientras navega por tu landing.

¿Te acuerdas que al principio dije algo de definir una palabra clave para el objetivo de tu landing? Bien, pues debes tener en cuenta que el usuario va a decidir si quedarse en tu página o irse en pocos segundos. Por lo que deberás elegir una palabra clave relacionada con el propósito de tu landing page e incluirla en el título de la página, en la meta-descripción, en el título en H2, en el texto e incluso en la imagen de cabecera. Utilizando esta técnica, el buscador reconocerá el contenido de la página y lo indexará para búsquedas similares.

Pero no te preocupes, no vas a tener que darle vueltas a una sola palabra para todos los textos de la página, podrás utilizar sinónimos o términos relacionados que ayuden a Google a indexar el contenido de tu página para otras palabras similares. Recuerda que lo más importante es que crees contenido para el usuario, no para los buscadores.

Otro aspecto básico para el SEO de tu landing page será la velocidad de carga de las mismas. Si tarda mucho tiempo en visualizarse completamente tus posibles usuarios se marcharán y empeorará tu posicionamiento web en el ranking del buscador, ya que a Google no le gusta hacer perder el tiempo a sus usuarios.

Por otro lado, están los enlaces externos que, a pesar de que no es buena idea incluirlos en las páginas de aterrizaje, sí ayudan al posicionamiento orgánico. Así que, si pretendes enlazar tu página con algún link externo, será mejor que sea de calidad, es decir, que pertenezca a la misma temática que tu landing page. Recuerda que lo importante será siempre la calidad y no la cantidad.

Servicios SEO

Para acabar, cuando crees tu landing, no te olvides de ella. Mantenerla actualizada y revisa de vez en cuando sus contenidos. Así que, recuerda cambiarla cuando apliques descuentos o promociones a tu producto o servicio, y compártela en las redes sociales para que tenga un mayor alcance.

Como ya he dicho antes, las landing page deben tener un objetivo o finalidad, así que olvídate de incluir todos tus productos o servicios de empresa. Si dispones de varios objetivos importantes, crea una página para potenciar cada uno de ellos de forma independiente, obtendrás mejores resultados.

En definitiva, el hecho de que se trate de una página de aterrizaje, no significa que debas prestarle menos atención que al resto de tu web.

Imagen cortesía de Shutterstock.